domingo, 15 de septiembre de 2019

MUNICIPALES


Desde la Licenciatura en Gestión Ambiental también plantearon dudas sobre el decreto para importar residuos



Fecha: 10/09/2019   07:06

- La redacción de la norma nacional que habilitó la importación de residuos de otros países para ser reutilizados en Argentina es “ambigua” y podría esconder “una trampa”, en tanto le cambia la categoría para pasar a denominarlos “mercadería”, dejando de lado el marco legal que encuadra a los residuos como tales • Así lo alertó a APFDigital la profesora  Anastasia Aramburu quien además dejó planteados otros interrogantes que surgen del decreto


 Relacionadas
Afirman que el nuevo decreto de importación de residuos convertirá al país en un basurero del mundo.
Aseguran que el decreto de Macri para importar residuos es “regresivo” y hay dudas sobre su aplicación.




El Gobierno nacional, a través de la firma del decreto 591/2019, modificó la ley de residuos peligrosos y habilitó la importación a la Argentina de ese material de despojo procedente de otros países. Se trataría, según trascendió, de desechos de papel, cartón, chatarra ferrosa y de aluminio, material plástico, caucho y vidrios que responderían a una demanda del sector industrial.
Desde la Licenciatura en Gestión Ambiental de la Uader, la coordinadora de la Sede Gualeguaychú de la Facultad de Ciencia y Tecnología, Anastasia Aramburu, expresó que los cambios dispuestos a partir del decreto generaron varios interrogantes.
“En primer lugar en los considerandos mismos dice que cambia la categoría y que en vez de residuos se hablará de mercaderías para su valorización. Esto implica que se dejan de lado todas las leyes, como la ley nacional Nº 25665 del Ambiente, la de Residuos Peligrosos, el convenio de Basilea y hasta la misma Constitución Nacional porque ahora no son residuos sino mercaderías”, observó la profesora.
Además, puntualizó que si la norma “elimina el requisito del certificado de inocuidad emitido por el país de origen, entonces lo que nos preguntamos es cómo vamos a estar seguros de lo que ingresa, si no se le va a exigir un certificado de peligrosidad”.
Al mismo tiempo, “se desconoce en qué estado se importarán: es decir si serán sólidos, líquidos o gaseosos”, apuntó Aramburu en referencia a la disposición y tránsito de estos materiales.
Hizo notar que del texto se desprende que “serán los verificadores aduaneros quienes tendrán la responsabilidad de detectar materiales que no cumplan con la normativa y si eso sucede se abre un sumario; pero el problema ya nos va a quedar acá en suelo argentino mientras se decida qué va a pasar”, subrayó.
Y sobre este punto se preguntó también si está prevista “la capacitación y los recursos” para esa figura del verificador que aparece ahora como fundamental para el ingreso de los residuos al país.
Junto a colegas de las cátedras de Derecho Ambiental y Residuos Peligrosos de la Licenciatura, Aramburu - que es profesora de Toxicología Ambiental – sostuvo entonces que “el decreto es ambiguo” y por eso podría esconder “una trampa”.
“¿Cuál es el objetivo? Si ya tenemos un problema importante con nuestros residuos ¿Para qué importar algo que desconocemos?”, enfatizó.
En contrapartida consideró que “lo ideal sería llevar adelante políticas públicas para el país, desarrollando y favoreciendo ONG’s, instituciones, facultades, que lleven adelante proyectos de energía renovable, apostando a una educación fuerte en materia ambiental, y con la separación diferenciada de los residuos como una medida que se mantenga en el tiempo”. (APFDigital)

 



Fuente:  Gualeguaychú, 09 Sep (APFDigital)









Texto a buscar:



ir a Archivo [+]





apfdigital.com.ar
E-mail:direccion@apfdigital.com.ar
Paraná - Entre Ríos
Argentina
Copyright ©2019 todos los derechos reservados

Diseño web Grandi & Asociados